¿Cómo bañar al bebé en la bañera?

bañar-bebe-en-bañera
Hora del baño del bebé

Consejos para bañar al bebé

Los puntos más importantes sobre como bañar a tu bebé:

  • Los bebés se deben bañar de 2 a 3 veces a la semana.
  • Puedes bañar a tu bebé en una bañera para bebés o en una bañera grande. También puedes ducharte con tu bebé.
  • Antes de bañar a tu bebé, asegúrate de tener a mano todo lo que necesitas.
  • Nunca dejar solos a los bebés en la bañera. Aunque la bañera tenga poca agua, pueden ahogarse rápidamente.

Si quieres saber cómo bañar a un bebé en la ducha aquí te dejo el enlace:
¿Cómo bañar a un bebé en la ducha?

¿Con qué frecuencia se bañan los bebés?

Un baño de 2 a 3 veces por semana es suficiente para mantener limpio a tu bebé. Pero si a tu bebé le gusta que lo bañen mucho, puedes bañarlo una vez al día. Más baños pueden resecar la piel de tu bebé.

Entre cinco y diez minutos es suficiente para el baño del bebé. Esto es especialmente importante en el caso de que tu bebé tenga la piel seca o sensible.

¿Cuándo bañar a tu hijo?

Puedes bañar a tu bebé en cualquier momento del día. Lo mejor es elegir un momento en el que esté relajado y no le interrumpa.

Procura no bañar a tu bebé cuando tenga hambre o acabe de comer.

Si tu bebé se relaja durante el baño, podrás calmarlo por la noche. Algunos bebés duermen más tiempo después de un baño nocturno.

¿Dónde bañar al bebé?

Puedes bañar a tu bebé recién nacido en una pequeña bañera de plástico para bebés o incluso aunque te parezca sorprendente, puedes bañar al bebé en el fregadero de la cocina. El fregadero de la cocina puede tú elección más fácil en las primeras semanas del recien nacido. Probablemente una bañera de plástico sea más fácil cuando su bebé está creciendo. También puedes bañar al bebé en una bañera grande.

Puedes bañar a pequeño en cualquier habitación que tenga una temperatura cálida, segura y limpia; no es necesario ser un baño, aunque también es posible.

Una bañera grande ofrece más espacio para jugar y los juguetes. Los juguetes para el baño pueden ser muy sencillos y divertidos.

Bañera grande bebé

Precauciones para bañar al bebé: Cómo hacer que el baño sea seguro

El ahogamiento y las quemaduras son los dos principales riesgos asociados al baño. Así que ante todo debemos tener en cuenta ciertas precauciones para bañar al bebé. Estos sencillos consejos de seguridad para el baño del bebé te ayudarán a evitar estos riesgos y hará que el baño de tu bebé sea divertido y seguro:

  1. Mantén al bebé seguro: La seguridad del bebé es lo más importante durante el baño. Nunca dejes al bebé solo en la bañera, ni siquiera por un segundo. Asegúrate de sostener firmemente al bebé mientras lo bañas, usando una mano para sostener la cabeza y el cuello del bebé y la otra para lavarlo.
  2. Verifica la temperatura del agua: Es importante que la temperatura del agua esté adecuada para el bebé antes de ponerlo en la bañera. La temperatura ideal del agua para un baño de bebé es entre 36 y 38 grados Celsius. Usa un termómetro de baño o la parte interior de tu muñeca para verificar la temperatura.
  3. Usa un jabón suave: Elige un jabón suave para bebés que no contenga ingredientes agresivos que puedan irritar la piel del bebé. Asegúrate de leer las etiquetas antes de comprar cualquier producto y opta por productos naturales.
  4. Sé cuidadoso con las partes sensibles del bebé: Asegúrate de ser suave y cuidadoso con las partes sensibles del bebé, como el ombligo y los genitales. Lava estas áreas con cuidado y suavidad.
  5. Evita el contacto con los ojos: El agua y el jabón pueden causar irritación en los ojos del bebé, por lo que es importante evitar el contacto directo con los ojos. Si el agua o el jabón entran en los ojos del bebé, enjuágalos con agua limpia y tibia de inmediato.
  6. Prepara todo lo que necesites antes de empezar: Ten todo lo que necesites antes de empezar el baño del bebé. Esto incluye una toalla, jabón suave para bebés, una esponja suave, una taza para enjuagar el agua y la ropa para vestir al bebé después del baño. Asegúrate de que todo esté al alcance y que no tengas que dejar al bebé solo en la bañera.

Siguiendo estas precauciones, bañar al bebé en la bañera puede ser una experiencia segura y agradable para ambos. Recuerda, siempre es importante mantener al bebé seguro y hacer del baño un momento relajante y divertido para ambos.

Si es posible, seca a tu hijo en una toalla en el suelo y ponle la ropa. Esto es más seguro que en un cambiador. Si utilizas un cambiador, sujeta siempre al bebé con una mano. También puedes utilizar alguno de los cambiadores portátiles que te sugiero en la siguiente página: cambiadores portátiles bebé

En aguas muy poco profundas, los niños pueden ahogarse en segundos. Nunca dejes a tu bebé solo en la bañera, aunque utilices una silla de baño o una cuna. Nunca dejes a un niño mayor o a un hermano para que lo cuide. Si te molesta el teléfono u otra tarea, saca a tu bebé de la bañera.

La hora del baño del bebé: paso a paso

Estos son los pasos básicos para bañar a tu bebé:

  • Coloca una alfombra de baño antideslizante en el suelo del baño y otra en la bañera.
  • Usa un soporte para bebés para mantener al bebé en su lugar y cómodo.
  • Llena la bañera con suficiente agua para lavar al bebé. Para los bebés que pueden sentarse, llena la bañera hasta la altura del ombligo.
  • Utiliza agua tibia (no caliente), a unos 37 °C o 38 °C (o unos 36°C para un recién nacido). Cierra el grifo. Comprueba la temperatura con un termómetro o con la muñeca o el codo antes de meter al bebé en la bañera.
  • Deja correr brevemente el agua fría del grifo.
  • Baja suavemente al niño a la bañera, manteniendo una mano sobre él en todo momento para evitar que se resbale o se caiga.
  • Si bañas a tu hijo en la bañera grande, arrodíllate o siéntate en un taburete bajo para evitar el dolor de espalda.
  • Lava el pelo del bebé en último lugar (sólo debes hacerlo una o dos veces por semana) y aclara suavemente su pelo.
  • Utiliza una toalla suave para limpiar la cara del bebé, luego el cuello y el cuerpo, pero deja los genitales y las nalgas para el final.
  • Saca al bebé del baño con cuidado y envuélvelo en una toalla suave y seca para mantenerlo caliente.

Recuerda que la seguridad es lo más importante al bañar a un bebé, así que siempre mantén una mano en el bebé y no lo dejes solo en la bañera en ningún momento.

Intenta reducir al mínimo los jabones, champús y baños de burbujas, ya que pueden irritar la piel y provocar dermatitis del pañal. Una buena alternativa es un limpiador suave sin jabón. Nuestra elección es la siguiente:

Es probable que tu bebé intente sentarse o ponerse de pie en la bañera. Si no puedes evitar que lo intenten, al menos apóyales para que no se resbalen. También podrías utilizar una alfombra de baño antideslizante y conseguir una superficie antideslizante en la bañera.


¿Cómo desinfectar la bañera del bebé?

Es muy importante limpiar la bañera del bebé, aquí te enseño los puntos más importantes. La desinfección regular de la bañera del bebé es esencial para mantener un ambiente seguro e higiénico para el bebé. Para desinfectar la bañera, sigue estos pasos:

  1. Limpia la bañera con agua tibia y jabón suave para bebés.
  2. Enjuaga la bañera con agua limpia para eliminar cualquier residuo de jabón.
  3. Mezcla una solución de desinfectante de 1:10 de blanqueador doméstico con agua.
  4. Aplica la solución de desinfectante en la superficie de la bañera y deja reposar durante al menos 2 minutos.
  5. Enjuaga bien la bañera con agua limpia para eliminar cualquier residuo de la solución de desinfectante.
  6. Deja secar la bañera al aire libre.

Es importante tener en cuenta que el blanqueador puede ser irritante para la piel del bebé, por lo que se recomienda enjuagar bien la bañera antes de usarla. También es aconsejable desinfectar la bañera después de cada uso para mantenerla limpia y segura para el bebé.

¡COMPARTIR!

Scroll al inicio